¿Qué estoy leyendo?

      Comentarios desactivados en ¿Qué estoy leyendo?

Esta es otra de esas entradas meningíticasmías que seguro os importan una mierda, pero quiero escribirla y como el escatérgoris es mío, me lo fo… como quiero.

Dicho esto, vamos al tajo.

El 2018 y este 2019 estoy siguiendo la Guía de Lectura de Miquel Barceló. La edición que apareció relativamente no hace mucho y que, según los expertos, adolece de algunas carencias sobre obras publicadas recientemente, sin contar el barrido hacia casa aprovechando las novelas editadas en la misma colección en que ha sido el libro.

No quiero yo ahora mojarme en estas aguas, pero una apreciación pudiera ser que la colección publica lo que a Miquel le gusta y considera oportuno para sus lectores y, por lo tanto, una guía de lectura debe contener eso mismo. Si bien es cierto que se puede colegir por algunas partes del texto el cansancio —o la dejadez— del autor en temas nuevos, como el supuesto desconocimiento de que tanto Asimov como Analog tienen edición electrónica y por tanto no ocupan espacio y que el editor de la segunda es ahora Trevor Quachri y no el mítico Stanley Schmidt.

(Y en el ínterin espero que la editora del Asimov se jubile pronto, porque esa mujer no sabe hablar de otra cosa que no sean concursos y eventos literarios).

Bueno, que me salgo del guión. Decía que estoy siguiendo la citada guía. Más o menos, porque lo he hice en su momento fue fotografiar los listados recomendados, tachar lo que ya había leído, y ponerme a lo que me quedaba.

Por lo tanto, más de la mitad de las novelas que he leído en 2018 y las que posiblemente lea en el 2019 formen parte de ese listado.

¿Y por qué hago eso? Dos motivos hay.

El primero es que no quiero perderme ninguna POMM (ya sabéis, Puta Obra Maestra de Mierda, diaspar con minúscula mediante). Por desgracia, de momento, de las que he leído, ninguna me ha resultado llamativa en exceso, confirmando que, de los clásicos, ya había leído todo (es un decir) lo que me gusta.

El segundo es no morirme sin haber leído lo mejor de la ciencia ficción, al menos de la clásica. Y aquí también ha habido otro desengaño quizás mayor que el anterior, porque, si os soy sincero, la gran mayoría de novelas que me quedaban por leer de la lista han sido bastante pésimas. O al menos en su momento fueron la maravilla de las maravillas pero ahora han envejecido bastante mal por no decir peor.

Y no, no me refiero a que no me gusten los argumento, me refiero al tratamiento de los temas, como por ejemplo el fuerte componente telepático y telecinético que hay en ellas. Parece ser que en su momento no me perdí nada y ahora tampoco. Y si queréis os pongo otro ejemplo: hay una novela que es ciencia ficción… pastoral ¿En serio? ¿Qué me estás container? La empecé por curiosidad y resultó ser más de lo mismo: un pastiche de telepatía y todas las teletonterías aledañas.

Y esto me lleva al siguiente punto, y es que mi señora esposa me acusa de releer más que de leer, y de hecho el tomar la lista de Barceló fue un intento de evitar eso, pero está resultando un poco fracaso.

Eso no quiere decir que no vaya a continuar, pero lo haré con menor ritmo, lo que enlaza con lo último que voy a contar, y es que me he hecho con otra lista: la de las obras publicadas en la colección de que regenta Miquel Barceló y que, libro que no haya leído, libro al que le voy a dar un tiento. Este 2019 y con seguridad, si el mundo no se acaba, durante el 2020 y posteriores.

Por lo que he observado en ese listado, son pocas las que me quedan por leer, sobre todo después de terminar (o más bien avanzar) con la de la lista anterior, así que lo mismo no me va a costar mucho terminarla.